Información general
Resumen
Descripción
Amenazas
Soluciones
Conclusiones
Referencias

 

 

 

Es importante reconocer que las tierras comprendidas dentro de los límites de la Reserva Lacantún, pertenecen a los bienes de la Comunidad Lacandona por decreto presidencial de 1972, y que éstas a su vez se encuentran en el territorio de Frontera Corozal, una de las cinco  Subcomunidades Lacandonas, que además incluyen a Nueva Palestina, Lacanjá-Chansayab, Naha y Metzabok (INE 2000).

 

Lacantún hasta hace poco era reconocida como una de las reservas más prístinas y libres de asentamientos humanos. Sin embargo, en el año de 2001 se reportó la primera invasión dentro de su territorio, con un área deforestada de 18 ha. y unas 23 chozas construidas. En el año de 2002 los monitoreos de la Reserva estimaron que el crecimiento del área afectada llego a 26 ha ya parceladas (CI 2002).

 

El núcleo de población de Frontera Corozal se encuentra fuera de los límites de la Reserva Lacantún, ubicado cerca de las márgenes del Río Usumacinta y el Monumento Natural Yaxchilán. Dentro de la Reserva Lacantún se localizan parcelas comunales o "trabajaderos" con viviendas temporales (CONANP 2003b). Estas áreas de actividad agropecuaria son utilizadas por los mismos comuneros y se distribuyen de forma acentuada en la región oriente de la Reserva, cerca de donde pasa la carretera fronteriza.

 

           

            Trabajaderos de la comunidad Frontera Corozal en la región este

            de la Reserva. Pastizales y área de cultivo.

 

Algunas de las comunidades adyacentes a la Reserva son Frontera Corozal, Lacanjá-Chansayab, Benemérito de las Américas y la comunidad de Quiringuicharo en las márgenes del río Lacantún. Las dos últimas comunidades son asentamientos de personas inmigrantes de otros estados identificadas como las de mayor impacto en la Reserva. Realizan actividades de tala de maderas preciosas, pesca,  cacería ilegal, tráfico de fauna silvestre, y cultivo de narcóticos en algunas zonas. 

 

El principal acceso a la Reserva es a través de la carretera fronteriza Palenque - Benemérito de las Américas. Por lancha, una vez que se llega a la boca del río Lacantún y por último en avioneta saliendo de la Ciudad de Comitán o Palenque con destino a comunidades de la región, un medio ya poco utilizado por los costos que representa y la creación de nuevas carreteras asfaltadas.

 

Dentro de la Reserva no existe infraestructura de ningún tipo, en cambio, en comunidades como Benemérito de las Américas se puede encontrar alojamiento rústico, tiendas para abasto de víveres, clínicas de salud, escuelas hasta nivel bachillerato y otros servicios como electricidad, teléfono y servicio de transporte público a las ciudades de Palenque y Comitán de Domínguez, Chiapas. Un rasgo muy notorio en la comunidad de Benemérito es el crecimiento comercial que ha tenido en los últimos ocho años, debido a su localización geográfica en las márgenes del Río Usumacinta que es frontera con otros poblados del lado guatemalteco. Este punto ha servido como lugar de paso de inmigrantes guatemaltecos y de Centroamérica que van a los Estados Unidos, muchos de ellos son retenidos por la policía mexicana de migración y deportados al otro lado del Usumacinta, sin embargo, sus intentos son numerosos hasta lograr su objetivo o terminan estableciéndose en esta comunidad temporal o definitivamente.

 

La población total para esta comunidad según censo de población del año 2000 es de 6.150 personas (INEGI 2004). Este fenómeno de crecimiento económico y demográfico se observa en otras grandes ciudades fronterizas del país, pero en este caso ha traído consigo problemas sociales como el aumento de centros nocturnos, drogadicción, alcoholismo y actividades relacionadas al narcotráfico.

 

En la comunidad de Frontera Corozal habitan aproximadamente 5.000 indígenas Choles (INEGI 2004). Este lugar ya desde hace varios años se ha identificado como punto de reunión para visitar las ruinas mayas del Monumento Natural Yaxchilán, por lo que los comuneros se han organizado en sociedades cooperativas para prestar servicios de hotel "Escudo Jaguar" donde ofrecen un buen servicio de hospedaje, restaurante, baños, teléfono y transporte fluvial particularmente a las ruinas de Yaxchilán y comunidades de Guatemala como la Técnica. Frontera Corozal también cuenta con servicio público de transporte (combis y autobuses) a la Ciudad de Palenque. También cuenta con escuela primaria, secundaria y un telebachillerato, además de un Centro de Salud Rural y una Unidad Médica Rural del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS). Esta comunidad por sus tradiciones culturales es tranquila y desarrolla un ritmo de vida muy normal donde las personas adultas se dedican a trabajar la tierra, la pesca ribereña y la ganadería.

 

La zona arqueológica de Yaxchilán junto con la de Bonampak son los sitios más visitados en esta región, los turistas son en gran medida extranjeros provenientes de Europa y Estados Unidos que vienen con paquetes ya armados por empresas turísticas localizadas en la ciudad de Palenque, Chiapas y de Villahermosa en el Estado de Tabasco. Por su parte el turismo nacional también es constante, pero en menor proporción. Tanto la comunidad Chol de Frontera Corozal como los lacandones de Lacanjá no cuentan con un registro sistemático de visitantes. El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), presente en los dos sitios, no pudo darnos información precisa.

 

La comunidad de Lacanjá-Chansayab se encuentra aledaña a la Reserva Lacantún en su región norte, en ella habita el grupo más numeroso de indígenas Lacandones con 754 personas (INEGI 2004). En este lugar se ofrece el servicio de hospedaje en áreas de selva conservada o lugares donde se pueden instalar tiendas de campamento, las opciones son diversas y todas ellas administradas generalmente por los indígenas lacandones. En algunos casos existe asociación con empresas de Palenque, como la denominada "Explora". La mayoría de los indígenas dedicados al turismo han invertido dinero propio y otros más están recibiendo apoyo de instituciones gubernamentales como la Secretaría de Turismo del Estado.

 

Las poblaciones de Lacanjá-Chansayab y Frontera Corozal son parte de la Comunidad Lacandona y sus actividades productivas son en gran medida de subsistencia, aunque también realizan aprovechamientos de sus recursos con fines comerciales. Por su parte, Benemérito como Quiringuicharo están integradas por personas provenientes de otros estados de la republica y es bien sabido que algunas de sus actividades productivas son la agricultura, ganadería y el comercio, además de otras que no son legales como la tala y el narcotráfico.

 

Copyright © 2004 ParksWatch - Todos Derechos Reservados